ES /

EN /

CAT

Observatorio Global del Sueño / La importancia del sueño / Sueño y sociedad

Un hábito de sueño saludable es imprescindible para tener buena salud. Nuestro cuerpo lo necesita para recuperarse del estrés y la actividad del día.

 

Es muy importante ser conscientes del cambio de paradigma del sueño y su concepción actual en la sociedad occidental. Las pautas sociales de vida cotidiana y del sueño se han modificado significativamente en los últimos 20 años, reduciendo la cantidad de tiempo que dedicamos a dormir en 2 horas menos al día.

 

Esto incide directamente en nuestra salud y, en consecuencia, en nuestro rendimiento y estado emocional, por lo cual el sueño saludable es una cuestión de interés general para toda la sociedad.

 

Aunque existen varios estudios que demuestran el vínculo entre lo duerma bien y una mejor salud de la persona, actualmente todavía no existe percepción social sobre este tema. El hecho de dormir poco se sigue asociando erróneamente con una mayor capacidad productiva y de trabajo.

 



Problemas derivados de malos hábitos del sueño

Observatorio Global del Sueño

Las alteraciones del sueño tienen consecuencias graves tanto en la infancia como en la edad adulta, tales como la tendencia a la obesidad en ambas etapas.

 

Concretamente, la disminución de las horas de sueño en niños, ya sea por la resistencia a dormir para seguir jugando, por incapacidad para dormir sin la presencia de los padres o bien por el miedo a la oscuridad, aumenta la probabilidad de sufrir problemas diurnos como disminución de la concentración y la memoria, hiperactividad, ansiedad, o incluso déficit en el crecimiento o en el aprendizaje, entre otros.

 

En la adolescencia se ha observado también que la ingesta de bebidas estimulantes, para modificar voluntariamente nuestros hábitos de sueño por, por ejemplo, jugar a los videojuegos, tiene repercusión en los resultados escolares.

Utilizar los dispositivos móviles a últimas horas de la tarde también puede favorecer la aparición de uno rendirás de fase. El sueño de los adolescentes, que tendría que tener una duración de unas 9-10 horas, se caracteriza por una privación de sueño.

 

Ya en la edad adulta, la disminución del sueño influye tanto en la esfera física y psicológica cómo en el entorno laboral y social.

 

En este sentido, las jornadas laborales poco compactas, que se alargan hasta las 8 o las 9 de la noche, disminuyen la productividad de la empresa, pero también la participación cívica y de ocio. El prime time televisivo se adapta a estos horarios, solapando el tiempo personal con el de descanso, y en consecuencia se reducen las horas de sueño.

 

 

Repercusión de la falta de sueño en la sociedad

 

El fenómeno de poder dormir en cantidad y calidad suficientes no se tendría que analizar al margen de los condicionantes sociales de la salud, sino que tendría que ser considerado como un problema complejo con consecuencias en múltiples ámbitos, como podría ser el cambio climático o la obesidad infantil.

 

Existen varios estudios que documentan la relación entre los malos hábitos del sueño y el impacto económico en el gasto en medicamentos y la utilización de los servicios sanitarios.

 

Además, hay una clara evidencia que la somnolencia, independientemente de su causa, es un factor de riesgo muy importante en los accidentes de tráfico, que es una de las primeras causas de mortalidad en personas de 5 a 50 años de edad. Un estudio realizado en 19 países de la Unión Europea determinó que un 7% de los conductores se ha dormido alguna vez al volante, resultando en un 3,6% de accidentes mortales y un 13,2% de curas hospitalarias.

 

Ante esta situación, es importante valorar de manera general la problemática derivada de los desórdenes del sueño. Se tienen que establecer líneas de trabajo que favorezcan la mejora de los hábitos del sueño para las personas, lo cual repercutirá de manera positiva en la población y sus instituciones.

 

© 2017 Observatorio Global del Sueño.

Todos los derechos reservados. El uso y acceso a la información de este sitio está sujeto a los términos y condiciones establecidos en nuestro acuerdo legal.

AVISO LEGAL   |   CONTACTO