Aunque los expertos advierten de los riesgos que la privación de sueño repercute en la salud, los buenos hábitos en esta área todavía no son una prioridad en el sistema laboral.

Impacto del trastorno de sueño en el personal sanitario

Los profesionales sanitarios son algunos de los que más sufren trastornos del sueño debido a sus horarios cambiantes y sus turnos de noche, y su bienestar físico y mental a menudo se ve deteriorado.

¿Qué ocurre cuando se rompe el equilibrio del sueño?

El sueño ejerce una función primordial para la salud física y mental. Cuando hay una privación habitual de las 8 horas de sueño diarias necesarias en adultos, se da la llamada “deuda del sueño”, que produce aturdimiento, problemas de memoria y vista cansada a corto plazo, y obesidad, resistencia a la insulina y problemas cardiovasculares a largo plazo.

Consejos para equilibrar el sueño

Seguir los horarios de sueño marcados por los ritmos circadianos no siempre es una posibilidad. Aunque lo mejor sería poder adherirte a estos ciclos naturales, existen algunas pautas y consejos que pueden ayudarte a mantener la regularidad del reloj biológico para mejorar tu bienestar cuando el horario laboral no te permite suficientes horas de sueño nocturno.

  • Ten cuatro horas fijas de sueño. Es importante que al menos cuatro de tus horas de sueño sean siempre las mismas (por ejemplo, de 3-7 a.m.) para que el reloj biológico mantenga cierta regularidad.
  • Aprovecha los fines de semana para dormir el tiempo extra de recuperación que sea necesario.
  • Asegura un entorno óptimo para el sueño: una cama cómoda y una habitación oscura son esenciales. Invierte, si hace falta, en cortinas opacas. Minimiza el ruido y usa tapones auditivos.
  • Evita estimulantes como la cafeína, el azúcar, las comidas copiosas y el ejercicio intenso durante al menos 3 o 4 horas antes de dormir.
  • Si tienes problemas para dormir, pueden ayudarte la lavanda, la flor de la pasión, la flor de naranjo, la manzanilla, el lúpulo, el pino albar y la menta. Las bebidas con leche caliente también favorecen el sueño.
  • La falta de sueño genera baja concentración, dificultad en la memoria y el razonamiento y mayor irritabilidad. Evita el alcohol, puesto que magnifica estos efectos.

Artículos relacionados

La falta de sueño crónica y su efecto sobre la salud

La falta de sueño crónica y su efecto sobre la salud

Dormir poco y cuando no toca acarrea consuencias para la salud física y mental. A pesar de su relevancia, aún no se está prestando la suficiente atención a la relación sueño-salud.

telemedicina

El sueño y la telemedicina

El sueño es un fenómeno de reparación, un derecho y un deber imprescindible para la salud, pues si es anormal deja de ser reparador y ello tiene consecuencias clínicas.

El impacto económico de no dormir bien

¿Cómo afecta la falta de descanso a la economía?

Los efectos de no dormir bien tienen consecuencias para la salud, la productividad en el trabajo y el bienestar personal, pero ¿cuál es su coste económico?